Transformación educativa: nuevas formas de enseñar y aprender

Con el eje estratégico “Preparats pel canvi” de Aude25! Cada escuela busca implementar un cambio metodológico en las aulas

Un mundo laboral y social en constante transformación exige una cultura de pensamiento y una verdadera personalización del aprendizaje que favorezcan las oportunidades de crecimiento de los alumnos.

Educar personas preparadas para el cambio es ayudar a todos los alumnos a ser aprendices autónomos y expertos, que aportan su talento singular para resolver, en equipo, los problemas de los nuevos tiempos.

Con el eje estratégico Preparados para el cambio" de Aude25! Cada escuela busca implementar un cambio metodológico real que ayude a transformar las aulas en lugares inspiradores que fomenten el aprendizaje.


Dreams School

El proyecto Dreams School nos ayuda a soñar y crear entornos educativos, alentadores, donde todos aprendemos juntos y el alumno es el centro del proceso de aprendizaje.

Esta nueva manera de trabajar favorece una mejor comprensióń de los conocimientos y el desarrollo competencial necesario para lograr los retos del siglo XXI. Algunas claves para conseguirlo serán:

  • la creacióń de una cultura de pensamiento y creatividad en la escuela,
  • la personalizacióń del aprendizaje,
  • el trabajo cooperativo y por proyectos,
  • y un cambio de paradigma en la evaluacióń.


Trabajo cooperativo y por proyectos

En nuestros centros trabajamos los diferentes contenidos y competencias a partir de las Inteligencias múltiples y del trabajo cooperativo facilitando así el aprendizaje de todos los niños y niñas. Además, aplicamos otras metodologías en nuestras aulas: Visible Thinking, Evaluar para aprender o Emprendimiento, entre otros.


Fomentamos una cultura de pensamiento y creatividad

Este año, los docentes se están formando e implementando un sistema de estrategias de pensamiento. En la etapa de Educación Infantil, la metodología es el Thinking Based Learning (TBL).

Se trabajan hábitos de pensamiento que van desde saber argumentar (razonar con evidencia), conectar (relacionar un hecho o un concepto con recuerdos, imágenes, sonidos, olores o experiencias previas), escanear (aprender a mirar detenidamente con todos los detalles) hasta hábitos tan importantes como gestionar la impulsividad o descubrir la complejidad que se esconde detrás de tantos temas que a menudo analizamos de manera superficial.

Estos hábitos se pueden trabajar -tanto en casa como la escuela- a partir de juegos y propuestas como:

  1. Invitarlos a distinguir y expresar todos los sonidos que se escuchan en una grabación musical con sonidos de la naturaleza (escanear).
  2. Jugar a adivinar qué pasará cuando dejamos un papel en remojo dentro de una taza de agua (predecir y hacer hipótesis).
  3. Recordar después de mirar y tapar una imagen o un grupo de objetos, todos los elementos que aparecían (observar y rutina del 10x2).
  4. Y todas aquellas propuestas que, con creatividad pedagógica, podamos inventar (o aprender) para ayudarlos a adquirir los hábitos de reflexionar, imaginar, predecir, sintetizar, etc.

De este modo los niños y niñas, poco a poco, van incorporando rutinas y hábitos hasta aplicarlos de manera natural en su vida cotidiana. Para conseguir esto, es necesario que les demos tiempo para pensar, oportunidades para hacer las cosas por ellos mismos. Necesitan que les demos confianza en sus capacidades, un modelo de padre, madre (y maestra) reflexivos, un ambiente y unas propuestas ricas y estimulantes... una serie de condiciones que son las "fuerzas culturales" que ayudan a crear una cultura de pensamiento.

Contrariamente a lo que podría parecer, hacer énfasis en el pensamiento no supone dejar de lado las emociones. ¡Las emociones son un elemento imprescindible para aprender! Lo que plantea este modelo es que emoción y reflexión no son actitudes contradictorias, sino complementarias y que las dos son necesarias para afrontar la vida con equilibrio y sabiduría.


Evaluación por competencias

Implementamos herramientas de evaluación formativa y del progreso en el aprendizaje de los alumnos por competencias.

Todos estos nuevos retos metodológicos tienen que ir acompañados del liderazgo pedagógico de los docentes, garantizado por la formacióń continuada y el proyecto profesional de cada uno. El trabajo en equipo del profesorado y una nueva visióń de los tiempos y los espacios escolares tienen que ser tambiéń un aspecto importante.


Personalización e inclusión 

Creamos entornos personalizados de aprendizaje para garantizar un aprendizaje de calidad para todos los alumnos, de este modo, garantizamos la inclusión educativa. ¿Cómo? Con la formación continua y el acompañamiento específico de los equipos de atención a la diversidad y DREAM SCHOOLS. Seguimiento y coaching del profesorado; trabajo por departamentos y por niveles; apoyo del equipo Dream Schools; libro de Herramientas DREAM y el site con materiales de apoyo.

Preparados para el cambio
Noticia